Hola, Aerotrastornados!!!

Al igual que en verano os informamos sobre las mejores playas donde volar vuestro dron, en esta ocasión y con la ayuda como siempre de nuestros amigos de Aerocamaras, especialistas en drones, hacemos un recorrido por las 10 mejores pistas de esquí en las que volar un dron. Así que atentos y tomar buena nota.

Llega una de las épocas del año preferidas para los aficionados a los deportes de nieve y montaña. En nuestro país, a pesar de tener fama de sol y playa, son internacionalmente conocidas nuestras pistas de nieve. Y es que España es el segundo país con mayor elevación geográfica de Europa, y cuenta con 38
estaciones de esquí repartidas entre Aragón, Asturias, Cantabria, Castilla y León, Cataluña, Galicia, Andalucía, Comunidad de Madrid y La Rioja.

Pero ¿es posible volar en este entorno? La respuesta es sí, siempre y cuando se cumplan los
requisitos que exige la normativa vigente en las que corresponda y en cualquier caso esté autorizado por la estación de esquí correspondiente. Por ello, la compañía especialista en drones, Aerocamaras, ha elaborado una lista de las 10 mejores pistas para volar drones y sus requisitos de acuerdo con el mapa de ENAIRE drone.

Formigal Panticosa: Es uno de los mayores destinos de esquí en España. Situada en Aragón está conformada por seis valles y 180 kilómetros esquiables. Es un lugar ideal para volar dron y disfrutar del entorno pirenaico del Valle de Tenaya, ya que no requiere la tramitación de permisos especiales, únicamente la autorización de la estación.

Foto: www.formigal-panticosa.com

Sierra Nevada: Es uno de los destinos más populares por su buen tiempo. Cuenta con los mayores picos de la península ibérica: el Mulhacén (3.482 m) y el Veleta (3.392 m). Al tratarse de un parque natural cuenta con zonas restringidas y es tramitar permisos para conseguir imágenes aéreas de su increíble paisaje.

Baqueira Beret: La más exclusiva y conocida internacionalmente. Está situada en el Valle de Arán, es la única estación española ubicada en la vertiente norte de los Pirineos. Es necesario tramitar permisos especiales para volar, pero merece realmente la pena. En su entorno se encuentran las iglesias del Valle de Bohí, declaradas Patrimonio de la Humanidad.


Valdesqui: Es una pequeña estación de esquí de la Comunidad de Madrid. Su entorno permite realizar varias rutas de senderismo con espectaculares vistas, como la Subida a la Bola del Mundo. Al ser parque nacional es necesario gestionar permisos especiales.

Puerto de Navacerrada: Otro espectacular entorno paisajístico perteneciente también a la Sierra de Guadarrama. La ladera sur (la madrileña) pertenece a los municipios de Cercedilla y Navacerrada. En la vertiente norte, sus terrenos corresponden a La Granja de San Ildefonso. Tiene un espectacular paisaje para volar dron siempre y cuando se cuente con los permisos correspondientes.

Estación de San Isidro: Es a día de hoy la estación más importante en cuanto a afluencia se refiere, de la Cordillera Cantábrica. Se sitúa en el puerto de San Isidro, en la zona leonesa, justo en el límite con Asturias. Es un sitio ideal para volar dron ya que no requiere de la tramitación de permisos especiales, únicamente la autorización de la estación.

Leitariegos: Situada en León, sobre el Valle de Laciana. Su entorno combina hondos valles con altas cumbres y el entorno natural. Cuenta con una variedad de lugares espectaculares para visitar como castros romanos, cascadas, ermitas, chozos, tejos milenarios, lagunas y molinos son solo algunos de los tesoros que esconden las montañas. Es posible volar dron con la tramitación de permisos
específicos por ser en su mayoría un espacio protegido, aunque cuenta con zonas con menos restricciones para el vuelo de drones que abarcan lagunas y rutas de senderismo con impresionantes vistas.

Grandvalira, Ordilo Arcalís y Pal Arinsal. Andorra: Las tres estaciones más conocidas de Andorra. Están situados en el corazón de los Pirineos y nos ofrecen vistas espectaculares, extendiéndose desde el centro del país hasta llegar junto a la frontera con Francia. Es necesario consultar la zona de vuelo ya que hay espacios que requieren la tramitación de permisos especiales.

Alto Campoo: Se alza con cumbres que superan los 2.200m y con rutas como la de Pico Tres Mares, considerada una de las mejores del cantábrico. En la cabecera de su impresionante valle tiene restos de la actividad glaciar que, con los permisos pertinentes, permiten grabar unas impresionantes vistas con dron.

Manzaneda: La única de Galicia. Muy cerca de la frontera portuguesa y rodeada por las montañas más altas de la Comunidad Autónoma. Esta zona natural sin apenas población, alberga el paisaje protegido del Val do Navea y el Monumento Natural del Souto de Rozavales, donde se encuentra el espectacular y antiguo Castaño de Pumbariños. Alberga zonas donde no es necesaria la tramitación de permisos
especiales.

Así que los que sois amantes de la montaña, el esquí o el senderismo, o todo junto… os animamos a que cojáis vuestro dron y un buen abrigo, y a volar. Palabra de Vadeaviones.

Escrito por

Enrique López R.

Cofundador de este blog, mi pasión son los aviones y contaros todo lo que ocurre en el sector aeronáutico.